Information – Información
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
Calendario
January 2020
M T W T F S S
« Jul    
 12345
6789101112
13141516171819
20212223242526
2728293031  

sacrificio

La práctica de salud privada en Cuba
Se desconoce cuántos especialistas privados, que brindan servicios de
atención de salud, aún continúan ejerciendo en la Isla, pero se estima
que son apenas un puñado
Agencias, Madrid | 05/07/2017 10:39 am

Serafín Barca se puso una bata con su nombre bordado en azul en un
bolsillo y abrió su consultorio de podología en un popular barrio de La
Habana. Por un dólar pasó más de media hora cortando callos y tratando
una verruga plantar.
El hombre de 80 años sonriente, delgado y con la espalda erguida es uno
de los últimos especialistas en alguna rama de la salud que tiene un
consultorio privado autorizado en Cuba, donde desde comienzos de los 60
se prohibió el ejercicio particular en el sector, de acuerdo a un
reportaje de Andrea Rodríguez, de la Associated Press.
Pero ahora la Isla debate hasta dónde lo estatal y lo privado deben
coexistir luego de que la crisis deteriorara muchos de sus servicios.
"Uno trabaja con más calidad. Si viene un paciente y lo tratas mal y no
regresa, te quedas sin él", dijo Barca a The Associated Press sobre su
trabajo como particular.
Es inusual ver en Cuba un consultorio privado de alguna especialidad
médica luego de que tras el triunfo de la revolución en 1959 el sistema
de salud se estatizó. Muchos galenos abandonaron entonces el país al
punto que solo quedaron unos 5.000 a partir de los cuales se formaron
los 70.000 con que hoy cuenta la Isla.
Sin embargo, una resolución de 1963 permitió mantener sus despachos
particulares a todos los médicos y especialistas de salud que se
hubieran recibido hasta ese año.
Se desconoce cuántos de ellos siguen atendiendo, pero se estima que son
apenas un puñado.
Algunas personas creen que la práctica privada daría más opciones y
mejoraría el servicio de salud al aliviar la carga al Estado, que podría
concentrarse en las cirugías y tratamientos complejos que requieren
mayor tecnología.
Muchos también se quejan de que la calidad del servicio de salud se ha
visto afectada por el envío de médicos a misiones en lugares como
Venezuela y Brasil y la emigración que se abrió en los últimos años.
A su vez, las autoridades cubanas suelen cuestionar que muchos
profesionales se trasladen a Estados Unidos y otros países en busca de
mejores salarios y condiciones de vida, dejando sin estos recursos
humanos a la Isla luego de invertir largo tiempo en su formación.
Sin embargo, hasta ahora no hay señales de que las autoridades planeen
una apertura para un sector que consideran estratégico y que suele ser
elogiado por organismos internacionales por haber alcanzado una de las
tasas de mortalidad infantil más bajas del continente y una alta
expectativa de vida.
"Tengo necesidad de atender mis pies. Podría ir al policlínico, pero las
veces que fui... ellos dicen que no tienen materiales", dijo a AP Martha
García, una jubilada de 72 años que visita a Barca desde hace más de una
década. "Pudiera existir (la consulta privada) para optometristas,
fisioterapia y otros. El Estado tendría un alivio para ocuparse de lo
más complicado".
Para Mayra Hernández, quien vive a varios kilómetros del consultorio
decorado con títulos y reconocimientos enmarcados junto a una foto de
Ernesto "Che" Guevara, ver a Barca es una necesidad que vale la pena el
sacrificio del viaje y el pago de los honorarios.
"Este es el mejor podólogo de la ciudad de La Habana y de toda Cuba. Hay
el servicio (en los hospitales estatales) pero no tienen la calidad",
explicó la trabajadora de un hotel de 55 años y recordó que una vez en
un centro estatal de salud "salió el especialista y dijo 'tengo cinco
bisturís y nada más'".
El gobernante Raúl Castro inició en los últimos años una serie de
cambios en el modelo económico para darle mayor eficiencia, pero
manteniendo la prioridad de las empresas y servicios estatales. Así
permitió la iniciativa privada para rubros que van desde las cafeterías
hasta la albañilería y las cooperativas de peluqueros o transporte. Pero
los profesionales como los ingenieros, abogados o arquitectos siguen sin
poder trabajar de manera particular.
El servicio de salud estatal cubano contempla desde la atención de un
podólogo hasta complejas cirugías neurológicas y trasplantes de órganos.
Sin embargo, la falta de percepción de cuánto le cuesta al Estado, el
abuso por parte de los pacientes y la crisis económica que atraviesa la
Isla obligaron a las autoridades a lanzar campañas de concientización.
En algunos consultorios de la familia —la unidad de atención primaria— y
en centros especializados se pueden ver carteles con la consigna "Tu
servicio de salud es gratuito, pero cuesta". En la televisión se
transmiten publicidades y algunos pacientes recibieron facturas
simbólicas luego de realizarse alguna intervención.
Las consultas médicas en Cuba tienen precios muy bajos en relación con
las de otros países de la región. Según indicó el Estado en sus carteles
de concientización una radiografía ronda los cuatro dólares, una
resonancia magnética unos $32 y una cirugía de vesícula biliar alrededor
de $36. Sin embargo, aun así, son muy onerosas para un ciudadano que
gana un salario de promedio de $20.
Por lo pronto Barca tiene tantos pacientes como puede tomar y su
consultorio está siempre repleto.
"A mí me gusta mi profesión. La vista la tengo bien y el pulso también",
dijo en su pequeño salón con un sillón reclinable y muebles con gavetas
que parecen de los años 50 cubiertos de bisturíes y cremas, muchas de
las cuales trajo de sus viajes al exterior adonde viven sus dos hijos.
Barca atiende cuatro días a la semana durante siete horas y los turnos
son tan solicitados que debe rechazar pacientes hasta que alguno se dé
de baja.
El especialista tenía 23 años cuando la revolución de Fidel Castro llegó
al poder. Aunque había trabajado desde que era un adolescente en
diferentes rubros el hallazgo de su profesión fue casual: ese 1959 pasó
frente a un mural que convocaba a jóvenes a formarse como
"quiropedistas", como se denominaba entonces a la especialidad[1].
"Egresé precisamente en el 63, el Estado estaba dando locales y yo
solicité este mismo que usted ve", comentó el podólogo que vive detrás
del consultorio. "A todos los que tenían consulta privada los dejaron
trabajar hasta que se jubilaran o murieran. Aquí estaré hasta que me muera".
[1] Hay una diferencia fundamental entre podólogo y quiropedista. La
podología es una carrera universitaria, mientras que la quiropedia es un
oficio que se aprende a través de cursos y talleres prácticos que
permiten conocer las técnicas para el mejoramiento de los pies.
La quiropedia se encarga principalmente del corte de las uñas de los
pies, y el cuidado de la piel, de los dedos y el talón y la planta, así
como de la eliminación de callos, asperezas y resequedad.
La podología es una sub especialidad de la medicina, que se encarga del
tratamiento de las malformaciones y demás afecciones del pie que
requieran o no una cirugía menor.
Según lo que manifiesta el propio Barca, sobre su historia laboral y el
tiempo que le llevó graduarse, cabe la duda de si él sería en realidad
un quiropedista, y no un podólogo. Es decir, no es un médico. También de
acuerdo a la descripción de sus labores, su práctica parece más bien la
de una quiropedia.
Mientras esta distinción existe en la práctica, no resulta así en cuanto
al lenguaje admitido.
El Diccionario de la Real Academia de la Lengua Española no admite la
palabra quiropedista.
Según el Diccionario, la podología es la rama de la actividad médica,
que tiene por objeto el tratamiento de las afecciones y deformidades de
los pies, cuando dicho tratamiento no rebasa los límites de la cirugía
menor.
Un podólogo es un especialista en podología.
(Nota de la Redacción de Cubaencuentro)

Source: La práctica de salud privada en Cuba - Noticias - Cuba - Cuba
Encuentro -
http://www.cubaencuentro.com/cuba/noticias/la-practica-de-salud-privada-en-cuba-329916 Continue reading
'Ni en el Período Especial tuvimos esta carencia de medicamentos'
OSMEL RAMÍREZ ÁLVAREZ | Holguín | 4 de Julio de 2017 - 16:55 CEST.

"Ni en los 90, con el 'Período Especial' crítico, nos vimos con esta
carencia de medicamentos", comentó desesperado Emilio, un obrero
forestal retirado que andaba por Mayarí en busca de las medicinas para
la diabetes de su esposa. "En toda la semana no hay nada, para ninguna
dolencia, solo los viernes abastecen y, como traen un poquito de cada
cosa, no alcanza porque la cola es inmensa".

"La gente está amaneciendo en las farmacias. Muchos comienzan a hacer la
cola desde el día antes para poder coger algo. Yo tendré que hacer lo
mismo porque hace más de un mes que no tengo las pastillas de la presión
y ya estoy descompensada", se quejó una señora.

Una dependienta de la farmacia piloto de la localidad holguinera dijo
que "cerca de 100 medicamentos están casi siempre en falta".

"El abastecimiento es insuficiente y casi todos los productos se
terminan el mismo día en que llegan", explicó. "Muchos no están entrando
con regularidad. Lo peor es que los que están en falta son los de mayor
consumo: analgésicos, antinflamatorios, antihistamínicos…"

Es una situación alarmante que se prolonga desde el año pasado,
hipotéticamente a raíz de la crisis provocada por el recorte en el
suministro de crudo venezolano. Esto habría obligado al Gobierno a
desembolsar divisas en el sector energético, causando recortes en otros
ramos. Desde entonces el abastecimiento de medicamentos está deprimido.

Pero a partir de enero la situación se ha hecho aún más crítica. Las
personas andan por las calles, trabajan y hacen sus quehaceres, en
muchos casos con malestares producidos por enfermedades crónicas. Esto
afecta la calidad de vida y el rendimiento laboral.

Un médico especialista en Medicina General Integral que pidió mantenerse
en el anonimato dijo que ha visto "disminuir la afluencia de pacientes"
a su consultorio.

"A decir verdad, había muchos que de manera enfermiza venían a consulta
solo para pedir recetas y, como ahora no hay medicamentos, casi no vienen".

"Pero esa es solo una arista, porque duele ver a gente enferma que tiene
incluso el tarjetón de medicamentos regulares y no puede comprarlos.
Hablamos de medicinas para controlar la presión arterial, la diabetes o
enfermedades nerviosas, y hasta para la alergia de un niño o para calmar
una simple cefalea. Es una situación inédita en mis 11 años de trabajo".

Antes de agudizarse la crisis, siempre faltaba algún medicamento, pero
ahora es preocupante y peligrosa la dimensión de la escasez. Una
farmacia era símbolo de "cola demorada" porque, aunque solo hubiese dos
o tres personas, se tienen que llenar varios controles para cada
cliente. Ahora, al menos cinco días a la semana los trabajadores de
estos establecimientos permanecen ociosos, sentados, atendiendo solo
esporádicamente. La respuesta común cuando se pregunta por un producto
es: "no hay, está en falta".

Los viernes, cuando son abastecidas las farmacias de Mayarí, a menudo se
forman desórdenes en los que tiene que intervenir la Policía. Muchas
personas, principalmente jubilados, permanecen desde el jueves ante a
los establecimientos para poder alcanzar medicinas. El carro de
distribución llega a cualquier hora del día. El 30 de junio, por
ejemplo, llegó a las 2:00pm.

Lo peor es que muchos, después del sacrificio, se tienen que ir
cabizbajos y frustrados porque su medicamento no entró. Deben seguir
esperando y sacrificándose, haciendo largas colas nocturnas. Y no parece
que la situación vaya a mejorar a mediano plazo.

Source: 'Ni en el Período Especial tuvimos esta carencia de
medicamentos' | Diario de Cuba -
http://www.diariodecuba.com/cuba/1499177330_32339.html Continue reading
Dama de Blanco sale de la cárcel dispuesta a continuar su lucha Lismery Quintana pasó meses en prisión por ‘impago de multas’ Viernes, junio 30, 2017 | CubaNet MIAMI, Estados Unidos.- Tras ser enjuiciada y condenada el pasado 27 de marzo por presunto ‘impago de multas’, la Dama de Blanco Lismery Quintana Ávila fue liberada […] Continue reading
‘Botar no es una opción’ Los talleres de reparación de móviles han ganado en popularidad Jueves, junio 15, 2017 | Orlando González LA HABANA, Cuba.- “Pase más de diez meses reuniendo para comprar mi teléfono, después de cuatro meses de uso comenzó a fallarle el táctil. Es un smartphone chino marca BLU, por suerte acudí […] Continue reading
ETECSA dice que 600 hogares han contratado sus servicios de internet AGENCIAS | La Habana | 6 de Junio de 2017 – 20:59 CEST. Más de 600 casas en La Habana ya tienen contratado el servicio estatal de Internet, tras una “exitosa” prueba piloto llevada a cabo por el monopolio estatal de las comunicaciones ETECSA, […] Continue reading
Campesinos de Mayarí denuncian un aumento del robo y sacrificio de
ganado mayor
OSMEL RAMÍREZ ÁLVAREZ | Holguín | 3 de Junio de 2017 - 21:03 CEST.

En las últimas semanas se ha producido un incremento notable del robo
de ganado mayor en las zonas rurales aledañas a Mayarí, Holguín. Desde
hace varios años los campesinos locales disfrutaban de una relativa
tranquilidad por el desmantelamiento de las bandas de malhechores y su
encarcelamiento; sin embargo, todo parece indicar que hay un
resurgimiento del delito.

Los campesinos y cocheros viven en total zozobra por sus reses y sus
caballos. En dos semanas, solo en los alrededores del barrio de Guayabo
los delincuentes robaron siete bueyes de trabajo. A tres de ellos los
mataron dentro de la propia corraleta ante la imposibilidad de sacarlos.
Además, cuatro caballos fueron secuestrados para pedir rescate.

Los malhechores generalmente matan las reses para vender la carne en el
mercado negro, pero en el caso de los caballos les es más rentable
"ofrecerlos" por la mitad de su precio al propio campesino al que los
robaron.

"Me dejaron cojo, ahora no sé cómo voy a preparar la tierra", dice Luis,
un hombre curtido por el sol y los años. "Sentí a los perros ladrando y
me levanté para ver la corraleta. Ya le habían quitado dos piernas al
buey y salieron huyendo con la carne. Si no despierto le llevan las
cuatro y no solo a ese, también al otro y a las dos vacas. Son unos
degenerados".

Interrogado sobre si al menos pudo comerse la carne que dejaron los
delincuentes responde "de eso nada. Si la tocamos, la Policía nos acusa
de auto-robo y son varios años preso".

"Hay que reportarlo rápido", explica. "Vienen a llenar papeles y le dan
candela al resto de la carne. Hasta le echan petróleo para que arda con
la leña. No podemos ni probarla. Solo cuando ven que no se puede
recuperar, se van".

"Al menos dejaron de ponernos la multa, porque antes encima de perder el
animal había que pagar una multa altísima por 'no cuidarlo bien'. Era el
colmo de los colmos", agrega.

Por ser la transportación con coches rústicos una necesidad en estos
tiempos de crisis, que parece que nunca pasarán, abundan los caballos y
escasea la yerba para alimentarlos. Es común que los cocheros, al llegar
cansados de su faena, paguen a un pastor que bañe el caballo en el río y
lo pastoree en sus riveras. Ahí aprovechan jóvenes encapuchados,
apostados detrás de los matorrales, que esperan la ocasión para robar
los animales. Luego envían un mensaje al dueño para que, si quiere
recuperarlo, pague 3.000 o 4.000 pesos, en dependencia del valor del animal.

Se han dado ya incidentes graves con los recaderos. El dueño de un
caballo robado mató con un machete al enviado a exigir rescate y hoy
cumple prisión. Fue un caso extremo, porque lo común es que las víctimas
del robo paguen el rescate y no denuncien.

De todas formas, la Policía "nunca coge a nadie", argumentan los
afectados, y aunque apresen a los responsables no hay compensación por
la pérdida. "Al final tienes que comprar un caballo nuevo, tal vez peor,
por todo su valor", añaden.

Además, muchos le temen a los ladrones porque llegan a amenazar con
represalias como quemar la casa o matar al resto del ganado en las
corraletas.

"Estábamos bañándonos en el río mientras los caballos pastaban a solo 20
metros de nosotros. Dos muchachos salieron como linces de la maleza, con
pullovers tapándoles la cara, se montaron al pelo y salieron disparados;
no tuvimos tiempo de nada", contaron dos jovencitos pastores que ganan
30 pesos diarios por su trabajo (1,20 dólares).

Al amanecer del pasado 29 de mayo, Ronoldis, un campesino de 44 años,
fue a la corraleta para sacar a los bueyes y enyugarlos. No encontró sus
animales y la puerta de hierro estaba abierta. Asegura que no sabe cómo
fue que abrieron el cierre de combinaciones especiales, ni por qué sus
numerosos perros no ladraron.

"Nos pasamos el día trabajando la tierra y velando que no se lleven los
animales en el potrero; llega la noche y caemos muertos por el cansancio
y el sueño. ¿Cómo vamos a vigilarlos también en el corral? Les ponemos
toda la seguridad que podemos, pero si quieren, se los llevan; está
demostrado", comenta visiblemente disgustado.

Source: Campesinos de Mayarí denuncian un aumento del robo y sacrificio
de ganado mayor | Diario de Cuba -
http://www.diariodecuba.com/cuba/1496516598_31627.html Continue reading
Cuba: plano general con harina de boniato RAÚL RIVERO Muchos cubanos y buena parte de los expertos y observadores internacionales de la realidad de aquel país suelen poner sus esperanzas de cambios reales y el inicio del camino definitivo a la democracia en acontecimientos, decisiones personales y episodios distantes o ajenos a las necesidades y […] Continue reading
Opinión: ¿Pagará Kcho la deuda de 500 mil CUC a ETECSA? mayo 29, 2017 Juan Juan Almeida Alexis Leyva Machado, Kcho, podría ser requerido por la justicia cubana. Debe más de medio millón de CUC por concepto de gastos en telefonía celular a ETECSA, el monopolio de las Telecomunicaciones de Cuba. El prestigioso pintor y […] Continue reading
Los profesionales cubanos tienen miedo en Venezuela MARIO J. PENTÓN, Miami | Mayo 18, 2017 Vistos desde la oposición como un ejército de ocupación y desde el Gobierno como soldados del socialismo, decenas de miles de profesionales cubanos viven una situación que se complica día tras día en la convulsa Venezuela. El Gobierno cubano les […] Continue reading
‘No somos militares ni vinimos a Venezuela a ponernos un fusil al hombro’ DDC | Miami | 18 de Mayo de 2017 – 20:58 CEST. Decenas de miles de profesionales cubanos viven una situación que se complica día tras día en la convulsa Venezuela, donde deben permanecer “con honor hasta el último momento” por determinación […] Continue reading
'No somos militares ni vinimos a Venezuela a ponernos un fusil al hombro'
DDC | Miami | 18 de Mayo de 2017 - 20:58 CEST.

Decenas de miles de profesionales cubanos viven una situación que se
complica día tras día en la convulsa Venezuela, donde deben permanecer
"con honor hasta el último momento" por determinación del Gobierno de la
Isla, enfrentando miedos, escaseces y violencia.

"No somos militares ni vinimos a Venezuela a ponernos un fusil al
hombro", dice desde el estado de Anzoátegui un médico cubano
entrevistado por la publicación independiente 14ymedio.

El galeno —que pidió el anonimato por temor a represalias— declara que
están "trabajando bajo mucha presión porque la Misión Médica se
encapricha (…) en que no se cierren los servicios" y que mantengan la
posición aquí "pese a todo".

De acuerdo con datos que recoge el medio, en Venezuela hay unos 28.000
trabajadores de la salud y otros miles de instructores deportivos,
ingenieros, técnicos agropecuarios y hasta electricistas.

Según Nicolás Maduro, desde que el chavismo llegó al poder se ha
invertido en las llamadas "misiones" más de 250.000 millones de dólares.

El exministro de Economía de la Isla, José Luis Rodríguez, publicó el
pasado abril que La Habana obtenía 11.543 millones de dólares anuales de
los servicios profesionales prestados al extranjero, la mayoría de los
cuales, los exporta a Venezuela. Otras fuentes consideran, sin embargo,
que se trata de un número inflado, aunque las ganancias de La Habana son
sin duda muy elevadas.

"Tememos cada día lo que nos pueda ocurrir. A veces nos tiran piedras
para el CDI [Centro de Diagnóstico Integral, consultorios médicos] o nos
gritan todo tipo de ofensas. Cada día hay manifestaciones frente a la
unidad médica y nadie nos protege", explica el médico.

"Hasta ahora solo nos agreden de palabra. Nos gritan que nos vayamos de
aquí, que no quieren verse como nosotros y otras atrocidades", añade.

El médico dice, sin embargo, que "los colaboradores tampoco quieren
estar en esa situación", pero son obligados por el Gobierno cubano, que
ejerce presión a través de diversos mecanismos.

"Si nos vamos, perdemos la cuenta congelada que mantenemos en Cuba.
Además, si te vas de la misión eres mal visto en el sistema de salud y
no tienes posibilidad de ser promocionado", precisa.

El régimen "deposita 200 dólares mensuales en una cuenta congelada que
al término de los tres años que dura la misión en Venezuela suman 7.200
dólares. Si el profesional mantuvo 'una conducta adecuada y cumplió con
su deber' puede retirar ese dinero al regresar a la Isla. En caso de que
regrese antes del período establecido o le sea revocada su misión (entre
otras cosas por intentar escapar de ella) pierde todo ese dinero",
señala 14ymedio.

"En Cuba también son depositados 250 dólares mensuales que pueden ser
retirados cuando el cooperante visita la Isla una vez al año. Mientras
están en Venezuela, reciben 27.000 bolívares, menos de 10 dólares
mensuales", agrega.

En el caso de los técnicos de la salud, el régimen les paga
depositándoles 180 dólares en una cuenta corriente y otros 180 dólares
mensuales en una cuenta congelada hasta el fin de la misión.

Un radiólogo cubano que se encuentra en el estado de Zulia explica que
desde hace meses no tienen mercal, una bolsa de alimentos que entrega el
Gobierno de Venezuela.

"Vivimos en condiciones de hacinamiento con varios cooperantes y ni
siquiera tenemos agua potable", añade.

"Gracias a algunos pacientes podemos comer, pero ellos mismos lo están
pasando muy mal. Estamos repitiendo algo así como el Período Especial
que pasamos en Cuba", dice.

Aunque teme por su vida, por la situación en el país, dice estar
decidido a no regresar a la Isla. "Hay que aguantar hasta el final. No
es justo perderlo todo después de tanto sacrificio", argumenta.

"El internet está malísimo, muchas veces ni siquiera te puedes
comunicar. Nos han prohibido salir después de las seis de la tarde, como
si fuéramos mano de obra esclava y en la televisión transmiten noticias
que no tienen nada que ver con lo que estamos viviendo", explica.

Julio César Alfonso, presidente de Solidaridad Sin Fronteras, una
organización sin fines de lucro con sede en Miami que ayuda al personal
de la salud cubano a integrarse al sistema estadounidense, asegura que
el éxodo de profesionales se ha incrementado en las últimas semanas.

"Incluso sin el Programa Parole, que permitía a los médicos obtener
refugio en Estados Unidos, continúan escapando debido a la situación que
hay en Venezuela", declara el galeno al medio independiente.

Alfonso agrega que su organización está haciendo cabildeo para
restablecer el programa eliminado por el expresidente Barack Obama en
enero y que había permitido la entrada de más de 8.000 profesionales
cubanos a territorio estadounidense.

Eddy Gómez, otro médico intensivista que trabajó en el estado de Cojedes
en el occidente de Venezuela, decidió escapar porque sentía miedo por
las difíciles condiciones en las que era obligado a trabajar.

"Nadie nos protegía de la violencia. Teníamos que trabajar en lugares
sucios, sin climatización, expuestos a que incluso los pacientes nos
insultaran porque no teníamos con qué curarlos", recuerda el doctor que,
ahora vive en Bogotá y actúa como vocero de otras decenas de
profesionales que escaparon de las misiones médicas.

"Tras la finalización del Parole la gente ha seguido escapando y vienen
a Colombia. Hay más de 50 profesionales que se fueron de Venezuela tras
la decisión del presidente Obama de eliminarlo. Tenemos esperanza de que
Trump admita nuevamente a los médicos", dice Gómez a 14ymedio.

Source: 'No somos militares ni vinimos a Venezuela a ponernos un fusil
al hombro' | Diario de Cuba -
http://www.diariodecuba.com/cuba/1495133900_31222.html Continue reading
Profesionales cubanos en Venezuela quedan atrapados en medio de la violencia MARIO J. PENTÓN mpenton@elnuevoherald.com Vistos desde la oposición como un ejército de ocupación y desde el gobierno como soldados del socialismo, decenas de miles de profesionales cubanos viven una situación que se complica día tras día en la convulsa Venezuela. El gobierno cubano les […] Continue reading
Recuerdan aniversario de entrega de firmas del Proyecto Varela mayo 10, 2017 El Movimiento Cristiano Liberación recordó este miércoles el XV Aniversario de la primera entrega de firmas del Proyecto Varela en la Asamblea Nacional del Poder Popular en Cuba, el 10 de mayo del 2002. En su sitio en internet, el MCL señaló que […] Continue reading
Escuelas privadas de automovilismo, las que mueven Cuba
El sector por cuenta propia asume otra tarea que el Estado no alcanza a
cubrir
Jueves, mayo 11, 2017 | Ernesto Aquino

La Habana, Cuba.- La capacitación de choferes es otra de las actividades
laborales que el sector privado está asumiendo con responsabilidad y
profesionalismo, a pesar de las dificultades materiales y el poco
reconocimiento estatal a su labor pedagógica.

Uno de los instructores entrevistados, de 37 años y 18 de experiencia
como chofer, que prefirió no revelar su identidad, opina que "las
escuelas privadas de automovilismo atienden más del 50 por ciento de la
demanda de ciudadanos interesados en obtener su licencia de conducción".

"Las escasas escuelas estatales no pueden absorber la creciente demanda
de ciudadanos interesados en capacitarse para obtener su licencia de
conducción y tienen que acudir a la enseñanza privada, que está
demostrando mucha seriedad y profesionalismo", añade.

"Profesionalismo y seriedad son virtudes imprescindibles" que
caracterizan los cursos que imparte el instructor de automovilismo
Alfredo Benítez Navarro, de 60 años y 35 de experiencia como chofer,
quien además es licenciado en Educación Superior, en la especialidad de
Física y Astronomía, y Máster en Administración de Negocios.

Benítez Navarro, con un promedio de 250 alumnos por año (20 mensuales),
considera que "nuestra labor como instructores de Educación Vial y
Conducción es, sobre todo, de prevención. Objetivamente, nosotros
salvamos vidas. Porque nuestros cursos son también de concientización y
responsabilidad humana. Ser responsable en la vía es el resultado de ser
responsable en otras áreas del comportamiento".

"Siempre se trata de comportamiento responsable cuando interactuamos con
los demás. Por esa razón, los instructores de automovilismo consideramos
que hemos logrado nuestro objetivo, aun cuando, a través del curso, el
alumno descubre que no está preparado para asumir la responsabilidad de
conducir un vehículo; porque esa actitud, cuando menos, lo convierte en
un peatón responsable, lo que vale tanto como un chofer bien entrenado",
continúa Benítez Navarro.

Otros entrevistados, además de compartir lo expresado por el profesor,
insistieron en señalar la falta de reconocimiento a su labor por parte
de las autoridades de la Dirección de Tránsito y destacaron aspectos
"más puntuales a la hora de hablar de responsabilidades en la ocurrencia
de accidentes".

Tal es el caso de los capacitadores Ana Ibis Galán García y su esposo
Víctor Ibáñez Castro, quienes han logrado habilitar, "con las
condiciones necesarias y mucho sacrificio", su escuela de automovilismo
ubicada en la avenida Acosta número 256 A, entre Juan Bruno Zayas y
Cortina, en el municipio Diez de Octubre, La Habana.

Ana Ibis Galán, de 49 años y licenciada en Educación en la especialidad
de Ciencias Sociales, Licenciada en Derecho y poseedora de un diplomado
en Periodismo, se ocupa de "impartir la parte teórica, porque Víctor
pasa mucho tiempo en la calle enseñando la parte práctica, aunque
siempre trabajamos como un equipo, apoyándonos uno al otro".

Para ella "es muy decepcionante que las autoridades del Gobierno nos
vean sólo como unos cuentapropistas más, tratando de mejorar nuestra
economía; sobre todo porque, posiblemente, somos los únicos privados que
trabajan en estrecha relación con el Ministerio del Interior, a través
de la Dirección Nacional de Tránsito".

"Y somos muy disciplinados y celosos con el cumplimiento de las
orientaciones que recibimos en los cursos metodológicos", destacó Víctor
Ibáñez, de 56 años, electricista automotriz que durante dos décadas se
desempeñó como Instructor en la Escuela de Automovilismo TRAMOS, ubicada
en Calzada e I, en el Vedado, municipio habanero de Plaza de la Revolución.

"Además, nuestro profesionalismo y rectitud moral están fuera de
discusión. A través de nuestro trabajo no sólo creamos choferes más
conscientes y capacitados, sino también mejores ciudadanos. Y no le
pedimos nada al Estado. Todo nuestro trabajo lo realizamos con recursos
propios", añade.

Para exigir hay que cumplir

El sector laboral privado está constantemente sometido al acoso de las
inspecciones estatales. La exigencia, en el cumplimiento de las normas
establecidas, puede llegar hasta lo insoportable, sobre todo para los
propietarios de negocios que no ceden al chantaje de no pocos
inspectores corruptos.

Para los propietarios de escuelas privadas de automovilismo las cosas no
son diferentes. Víctor Ibáñez, quien usa su propio vehículo (un
Volkswagen Sedán) para las clases prácticas, ven en las inspecciones
periódicas un problema porque "el auto tiene que estar en óptimas
condiciones técnicas, y el Estado no provee ningún recurso, por lo que
los mantenimientos se vuelven muy costosos. Sobre todo para un auto como
el mío, que está en función del entrenamiento práctico".

Sin embargo, la calidad de la infraestructura vial y las señales de
tránsito, en la mayoría de las calles, brillan por su ausencia. Todos
los entrevistados coincidieron en afirmar que "uno de los problemas
neurálgicos que está afectando la disciplina de los conductores y los
vehículos, es la falta y el deterioro de la infraestructura vial. El
estado físico de las calles es bastante lamentable, por las roturas,
irregularidades en su superficie, la falta de señalizaciones y el
deterioro de las existentes".

"En sentido general, el deterioro de las vías es significativo; pero lo
inconcebible es el estado deplorable de las calles y las señalizaciones
en las áreas donde se realizan los exámenes prácticos, sobre todo en el
área de Luyanó, en el municipio Diez de Octubre y en el área de Guanabacoa".

"Es muy estresante para los aspirantes a obtener la licencia de
conducción que se examinan, enfrentarse a su examen práctico conduciendo
por calles que no reúnen las mínimas condiciones, y donde muchas veces
hasta faltan las señalizaciones; eso, sin hablar del tiempo que los
hacen esperar (a veces hasta 4 horas) para realizarle el examen", dice
por su parte Ana.

Queda mucha historia que contar sobre el tema de las dificultades que
agravan el complejo y polémico problema del tránsito automovilístico y
peatonal, y los esfuerzos, sacrificios y aciertos de los capacitadores
privados.

Pero lo que se evidencia en la práctica, cada vez con menos dudas, es
que si cada día hay mejores choferes y menos accidentes esto se debe, en
buena medida, a la labor profesional y entrega humana de los profesores
de escuelas privadas de automovilismo.

Source: Escuelas privadas de automovilismo, las que mueven Cuba
CubanetCubanet -
https://www.cubanet.org/actualidad-destacados/escuelas-privadas-de-automovilismo-las-que-mueven-cuba/ Continue reading
Buen momento para montajes y medidas activas 9 Mayo, 2017 7:28 pm por Juan Gonzalez Febles Lawton, La Habana, Juan González, (PD) Dos eventos marcan la semana. Uno de ellos fue el anuncio hecho a los medios de comunicación, el pasado 4 de mayo, de que la abogada independiente Laritza Diversent y todo su equipo […] Continue reading
El régimen arremete contra los hijos menores de edad de activistas pacíficos DDC | Santiago de Cuba | 3 de Mayo de 2017 – 23:40 CEST. Fuerzas del régimen han hostigado en los pasados días a hijos y familiares menores de edad de opositores pacíficos, entre ellos una niña de ocho años, otro niño de […] Continue reading
Castro y Chávez: Las delirantes relaciones entre Cuba y Venezuela [01-05-2017 21:34:36] Carlos Alberto Montaner Escritor, periodista y político (www.miscelaneasdecuba.net).- Hace más de cuatro décadas, mis amigos Sofía Ímber y Carlos Rangel me llevaron a conocer a Rómulo Betancourt. Les había contado que para mí era una figura mítica a la que le estaba especialmente […] Continue reading
El reptil impostor Fidel Guarapo Castro Ruz [28-04-2017 19:31:06] Martín Guevara Duarte Escritor. (www.miscelaneasdecuba.net).- A propósito de la dura actualidad española de corrupción, escuché un comentario al pasar, en que se invocaba a modo de posible solución la figura del mayor reptil de la Historia de América Latina: El elemento más hábil sin duda para […] Continue reading
Biscet confía en que Trump devuelva “esperanza de libertad” a Cuba Agencia EFE “Biscet personifica la dignidad de la Cuba que no claudica y simboliza el sacrificio y el amor por el país, por la república libre, independiente y soberana que volverá a ser”, aseguró Lincoln Díaz-Balart. El disidente cubano, Oscar Elías Biscet, confía en […] Continue reading
Oscar Elías Biscet recibe el Premio al Liderazgo Internacional AGENCIAS | Washington | 27 de Abril de 2017 – 09:51 CEST. El Instituto de Liderazgo Hispano del Congreso (CHLI) entregó este miércoles el Premio al Liderazgo Internacional 2017 al disidente cubano Oscar Elías Biscet, fundador del Proyecto Emilia para restaurar la democracia en Cuba y […] Continue reading
Corea desplaza a Brasil y México en el mercado cubano de las telenovelas Los ‘doramas’ ganan espacio sobre todo entre los jóvenes Lunes, abril 24, 2017 | Ernesto Carralero Burgos LA HABANA, Cuba.- Las series surcoreanas, conocidas como “doramas” en Cuba, van ganando poco a poco el terreno que antes ocupaban las telenovelas mexicanas y […] Continue reading
El camino oculto de la carne en Cuba
Los habilidosos mercaderes han desarrollado múltiples estrategias para
llegar a la mesa de la familia cubana
Lunes, abril 24, 2017 | Ernesto Pérez Chang

LA HABANA, Cuba.- Isela servirá carne de res en el cumpleaños de su
esposo y eso la hace una persona afortunada en un país donde algunas
comidas pueden llevarte directo a la cárcel.

Ella, adaptada a la adversidad del entorno, decidió correr el riesgo y
salió, tarde en la noche, a comprar dos libras de filete allá donde
algunos le dijeron que pudiera haber, siempre que, en el frigorífico de
las cercanías, todo marche bien, es decir, no hayan auditorías
estatales, operativos policiales o incendios devastadores como el
ocurrido recientemente en un almacén de Arroyo Naranjo.

La carne de res, desaparecida de nuestros deprimidos circuitos
comerciales debido al control por parte del gobierno y destinada al
consumo en los sectores más exclusivos de la sociedad cubana, es
traficada en el mercado negro de la isla desde hace más medio siglo y,
en consecuencia, sus habilidosos mercaderes, han desarrollado múltiples
estrategias para sortear los obstáculos que le impiden llegar a la mesa
de la familia cubana.

Un escenario a ratos similar al de los narcos en México es el que
describe Yosvani, quien cumpliera sanción durante casi diez años por
dedicarse al tráfico de carne de res a finales de los años 90, mientras
trabajaba como nevero de uno de los frigoríficos más grandes de La
Habana, ubicado en las cercanías del Reparto Eléctrico:

"Cuando la cosa se puso más difícil, hicimos un túnel en la parte de
atrás de las neveras y por ahí se metía Juanca, que era el más flaquito,
y sacaba las bolas (de carne) o las metíamos en el hueco hasta que venía
alguien y las sacaba. (…) A veces decíamos que había tupición para que
viniera el carro a destupir la fosa y entonces ahí sacábamos la carne.
(…) La envolvíamos bien, la metíamos en una pila (muchos) de naylons y
¿quién iba a revisar el carro fosa?"

Tomás, trabajador del mismo frigorífico y que cumpliera sanción junto
con Yosvani, también recuerda otras peripecias para sacar la carne, en
una época donde la escasez de alimentos alcanzó dimensiones de hambruna:

"Era Periodo Especial, no había nada y, cuando uno entraba a las neveras
y veía toda esa carne, aunque uno no quisiera, tenía que robar. Nadie
trabajaba en el frigorífico si no era para robar toda la carne que
pudieras (…). Cuando la cosa estaba suave simplemente llenábamos las
botas (…). Usábamos botas de agua para entrar a las neveras (…) gorros y
abrigos y todo eso servía para esconder la carne (…). A veces rompíamos
las neveras para que tuvieran que trasladar la carne a otras naves y en
ese lío todo el mundo salía ganando porque la carne que se descongelaba
la dábamos por pérdida por falta de frío. (…) No dejaban que nos la
lleváramos pero nosotros cuadrábamos con la gente que venía a certificar
que estaba echada a perder y cuando se la llevaban para quemarla jamás
llegaba al basurero. (…) Había hambre y era extraño que alguien se
pusiera pesado. Hasta los policías se llevaban lo suyo", comenta Tomás.

Con el paso de los años la realidad no ha variado en mucho y aunque la
escasez de alimentos no ha alcanzado aún el dramatismo de aquellos
tiempos, el comercio clandestino de la carne se ha perfeccionado según
el gobierno ha ido "puliendo" sus mecanismos de fiscalización.

En Cuba no existe el concepto de propiedad privada para el ganado
vacuno. Todos los animales, aunque sean nacidos y criados en fincas
particulares, pertenecen al Estado y es este quien decide el uso que ha
de dársele a cada una de las piezas.

Para evitar ilegalidades como el sacrificio de las reses, el gobierno,
que castiga hasta con veinte años de cárcel a los infractores, obliga a
los campesinos a un reconteo mensual auditado por el Ministerio de la
Agricultura. No obstante, los ganaderos, lejos de reaccionar con
protestas y reclamos, han encontrado vías para burlar la ley.

Vicente, un campesino de la provincia Mayabeque, con autorización
estatal para practicar la ganadería en pequeña escala, habla de las
tácticas usadas por otros criadores para obtener carne de aquellos
animales sobre los cuales solo tienen derechos muy limitados.

"Cuando una vaca está preñada se ponen de acuerdo con el veterinario
para que este certifique que no está preñada o si la vaca tiene dos
terneros certifican que solo parió uno. (…) También ocurre que los
amarran cerca de las líneas para que el tren los golpee, viene la
policía, certifica que fue un accidente y cada cual se salva con algo",
describe Vicente.

Otras prácticas habituales en los campos cubanos permiten que la carne
no falte en las mesas de los campesinos. Ernesto, ganadero también de
Mayabeque, nos habla de algunas:

"A veces se ponen de acuerdo con los matarifes y todo queda como un
robo. Eso ocurre bastante. También se ponen de acuerdo con el
veterinario para sacrificar un animal que está sano. Dicen que está
enfermo y ya. (…) Todo el mundo tiene más animales que los declarados,
si no para qué buscarse tanto dolor de cabeza. (…) Si tienes cinco
animales, tu declaras esos cinco y los otros los crías en el monte,
ahora, si te matan uno, no puedes denunciarlo y eso es lo que pasa con
los matarifes, si se enteran que tienes una vaca escondida, te cazan la
pelea", dice Ernesto que, además, explica cómo hacen para ocultar los
rastros de la matanza clandestina:

"Con una vaca que mates tienes carne para un año pero no puedes
guardarla en la nevera porque eso es un explote seguro. Más años (en la
cárcel) te echan por (matar) una vaca que por un ser humano (…). Por
aquí no se ve porque la carne se vende rápido, esto está muy cerca de La
Habana y hay muchas paladares (restaurantes privados), en minutos se te
va de las manos una vaca entera pero en Camagüey, por ejemplo, los
guajiros tienen saladeros escondidos. (…) La mayoría lo que hace es
enterrar tanques de fibro (fibrocemento) en el monte donde guardan la
carne salada. Aquí hay gente que lo hace también cuando es para consumo
propio, son guajiros que saben que si venden, se meten en tremendo lio.
(…) Cuando se mata una vaca tienes que deshacerte rápido de todo,
limpiar bien el terreno para que no quede ni una gota de sangre. (…) No
puedes quemar los huesos ni el cuero porque el olor te descubre. Hay
gente que se dedica a desaparecer todo eso. Está el guajiro que sabe
cómo hacerlo, si no, llaman al matarife y este se encarga de todo (…).
Sé que usan cal viva y cloro, tanques de cloro, por tanques", comenta
Ernesto.

Solo un par de tiendas estatales en La Habana comercializan, a precios
no asequibles a la mayoría, la carne de res, cuya ausencia la ha
convertido en verdadero "manjar de culto" para los cubanos que viven en
la isla.

Cocinarla y comerla, además de ser casi siempre un acto clandestino, es
la consecuencia de una larga batalla librada en esa extensa cadena de
peligros que constituye el día a día de un ciudadano de a pie.

Source: El camino oculto de la carne en Cuba CubanetCubanet -
https://www.cubanet.org/destacados/el-camino-oculto-de-la-carne-en-cuba/ Continue reading
Maestros de escuela cubanos, la pobre remuneración hace inevitable el éxodo
Mario J. Pentón
mpenton@elnuevoherald.com

Enseñar a juntar las letras y educar a los niños es mucho más que un
trabajo para Adrián, un maestro de la enseñanza primaria en Ciego de
Ávila. El pantalón raído y manchado por el polvo de tiza muestra a las
claras que no es de los más favorecidos con los cambios económicos que
vive la isla, ni siquiera con el reciente aumento de 200 pesos que
recibió por atender a 27 niños de tercer grado.

En enero pasado, la Resolución 31 del Ministerio de Educación decretó un
aumento selectivo de sueldo entre 200 y 250 pesos (entre 8 y 10 CUC)
para aquellos docentes que tienen una mayor cantidad de estudiantes en
el aula que lo normado en la educación primaria. En el caso de
preuniversitario y la secundaria básica los maestros que impartan más de
un programa lectivo también reciben una estimulación en metálico.

"El dinero no es lo principal en la vida, sino la realización y eso me
lo da mi profesión", dice con un orgullo este maestro emergente de 29
años, graduado en los años en que la ausencia crónica de docentes hizo a
Fidel Castro lanzar su Batalla de Ideas y graduar a miles de jóvenes
como docentes con apenas ocho meses de formación.

En aquel entonces el anzuelo utilizado por el gobierno fue la exención
del servicio militar obligatorio y la posibilidad de obtener una carrera
universitaria en la facultad de humanidades sin pruebas de ingreso.

La mayoría de los jóvenes que iniciaron el proyecto se marcharon tras
los primeros años de esfuerzo en una de las profesiones peor remuneradas
del país.

Los daños en la calidad educativa provocados por la falta de preparación
de esos docentes "emergentes", aún está por medirse, aunque con la
llegada de Raúl Castro al poder en 2006, ese, como el resto de los
programas de la Batalla de Ideas cayó en el olvido.

"En enero nos subieron el sueldo. No lo quieren llamar aumento de
salario porque solo afecta a quienes tienen más de 25 muchachos en el
aula, pero al menos es algo", dice.

A comienzos de siglo Cuba se propuso mantener una matrícula de 20
alumnos por aula. El déficit crónico de docentes y el éxodo de
profesionales a otras esferas mejor remuneradas impidió que tal
propósito se mantuviera.

"Durante años he hecho ese mismo trabajo y no me lo remuneraban",
lamenta Adrián.

"El sindicato de trabajadores solo funciona para pedir dinero y marchar
los primeros de mayo en la plaza. Jamás exigen nada".

Adrián tiene un sueldo de 570 pesos, unos 23 dólares. Vive con su madre,
una maestra jubilada de 68 años y es el sostén del hogar. Su salario "no
le alcanza", confiesa, por lo que a escondidas vende golosinas entre los
alumnos a la hora de recreo.

"Si no fuera por eso, no podría llegar a fin de mes", agrega.

"A fin de cuentas, a nadie le alcanza el salario en Cuba".

Los docentes no pueden realizar actividades comerciales en las escuelas,
pero muchos directivos hacen la vista gorda para evitar perder los pocos
maestros experimentados que les quedan.

"Dicen que en algunas provincias, como Matanzas, a los docentes les
venden productos alimenticios a un precio subsidiado. Si al menos
hicieran eso aquí, no tendría que vender caramelos", agrega.

El salario medio de los profesionales de la educación apenas se ha
incrementado en los últimos años. En 2013 era de 512 pesos, dos años
después, en 2015, datos oficiales confirman que el salario medio es de
537 pesos cubanos al mes, unos 21 CUC. Sin embargo, el salario real
ajustado a la inflación permite solamente cubrir un 28 por ciento del
poder adquisitivo de los ingresos de 1989, según cálculos del economista
Carmelo Mesa-Lago.

Su madre, Elisa, recuerda los años en que comenzó como maestra Makarenko
en los años sesenta y dice que las dificultades de ahora no son nada
comparadas a lo que le tocó vivir a su generación.

"Nosotros ganábamos 87 pesos al mes y para ser maestro tenías que subir
al Pico Turquino y educar en lugares apartadísimos. No hay nada como
enseñar, eso es enseñar a la persona a volar. Es la mejor profesión del
mundo. Si algún día pudiera volver a nacer sería maestra nuevamente", dice.

La cifra de maestros frente al aula disminuyó el pasado curso 2015-2016
en 4,218 docentes. La tendencia se viene acentuando desde el curso
2008-2009 en que las estadísticas oficiales comienzan a reflejar la
hemorragia masiva de educadores.

"Con el salario que tienen los maestros y las condiciones de trabajo en
las que desempeñan su labor, bastante hacen que permanecen en sus
puestos. Un cochero de la ciudad gana en una semana el sueldo de un
profesional de la educación en un mes", dice Elisa.

La docente recibe una jubilación de 230 pesos al mes, unos 9 CUC. En las
tardes tiene un pequeño grupo de seis niños a los que repasa por el
precio de 2 CUC mensuales.

"Lo hago para ayudar a mi hijo. Tenemos que pagar el refrigerador, y la
vida se ha vuelto muy cara. Un litro de aceite cuesta casi un cuarto de
mi jubilación y de la leche ni hablemos. Por suerte tengo una úlcera y
me dan leche de dieta", dice la mujer.

Adrián recoge cada tarde las 27 libretas de sus alumnos para revisarlas
con detenimiento y corregir los errores ortográficos. Unos de sus alumos
"que se le escapó al diablo" lo ayuda a llevarlas hasta su casa.

"Ese niño con nueve años tiene a su madre presa porque era jinetera.
Vive con su papá que es alcohólico y lo golpea frecuentemente. Las
únicas muestras de cariño que recibe son en la escuela", comenta Elisa.

"A veces Adriancito le compra hasta los zapatos porque el niño no tiene
con qué ir a la escuela. Ser maestro lleva más sacrificio que trabajar
ocho horas por un salario miserable", dice la jubiliada. No es una
profesión rentable, pero te enseña a amar".

Source: Maestros de escuela cubanos, la pobre remuneración hace
inevitable el éxodo | El Nuevo Herald -
http://www.elnuevoherald.com/noticias/mundo/america-latina/cuba-es/article144743329.html Continue reading
Maestra cubana: 'Educar no es una profesión rentable, pero te enseña a amar'
Mario J. Pentón
mpenton@elnuevoherald.com

Enseñar a juntar las letras y educar a los niños es mucho más que un
trabajo para Adrián, un maestro de la enseñanza primaria en Ciego de
Ávila. El pantalón raído y manchado por el polvo de tiza muestra a las
claras que no es de los más favorecidos con los cambios económicos que
vive la isla, ni siquiera con el reciente aumento de 200 pesos que
recibió por atender a 27 niños de tercer grado.

En enero pasado, la Resolución 31 del Ministerio de Educación decretó un
aumento selectivo de sueldo entre 200 y 250 pesos (entre 8 y 10 CUC)
para aquellos docentes que tienen una mayor cantidad de estudiantes en
el aula que lo normado en la educación primaria. En el caso de
preuniversitario y la secundaria básica los maestros que impartan más de
un programa lectivo también reciben una estimulación en metálico.

"El dinero no es lo principal en la vida, sino la realización y eso me
lo da mi profesión", dice con un orgullo este maestro emergente de 29
años, graduado en los años en que la ausencia crónica de docentes hizo a
Fidel Castro lanzar su Batalla de Ideas y graduar a miles de jóvenes
como docentes con apenas ocho meses de formación.

En aquel entonces el anzuelo utilizado por el gobierno fue la exención
del servicio militar obligatorio y la posibilidad de obtener una carrera
universitaria en la facultad de humanidades sin pruebas de ingreso.

La mayoría de los jóvenes que iniciaron el proyecto se marcharon tras
los primeros años de esfuerzo en una de las profesiones peor remuneradas
del país.

Los daños en la calidad educativa provocados por la falta de preparación
de esos docentes "emergentes", aún está por medirse, aunque con la
llegada de Raúl Castro al poder en 2006, ese, como el resto de los
programas de la Batalla de Ideas cayó en el olvido.

"En enero nos subieron el sueldo. No lo quieren llamar aumento de
salario porque solo afecta a quienes tienen más de 25 muchachos en el
aula, pero al menos es algo", dice.

A comienzos de siglo Cuba se propuso mantener una matrícula de 20
alumnos por aula. El déficit crónico de docentes y el éxodo de
profesionales a otras esferas mejor remuneradas impidió que tal
propósito se mantuviera.

"Durante años he hecho ese mismo trabajo y no me lo remuneraban",
lamenta Adrián.

"El sindicato de trabajadores solo funciona para pedir dinero y marchar
los primeros de mayo en la plaza. Jamás exigen nada".

Adrián tiene un sueldo de 570 pesos, unos 23 dólares. Vive con su madre,
una maestra jubilada de 68 años y es el sostén del hogar. Su salario "no
le alcanza", confiesa, por lo que a escondidas vende golosinas entre los
alumnos a la hora de recreo.

"Si no fuera por eso, no podría llegar a fin de mes", agrega.

"A fin de cuentas, a nadie le alcanza el salario en Cuba".

Los docentes no pueden realizar actividades comerciales en las escuelas,
pero muchos directivos hacen la vista gorda para evitar perder los pocos
maestros experimentados que les quedan.

"Dicen que en algunas provincias, como Matanzas, a los docentes les
venden productos alimenticios a un precio subsidiado. Si al menos
hicieran eso aquí, no tendría que vender caramelos", agrega.

El salario medio de los profesionales de la educación apenas se ha
incrementado en los últimos años. En 2013 era de 512 pesos, dos años
después, en 2015, datos oficiales confirman que el salario medio es de
537 pesos cubanos al mes, unos 21 CUC. Sin embargo, el salario real
ajustado a la inflación permite solamente cubrir un 28 por ciento del
poder adquisitivo de los ingresos de 1989, según cálculos del economista
Carmelo Mesa-Lago.

Su madre, Elisa, recuerda los años en que comenzó como maestra Makarenko
en los años sesenta y dice que las dificultades de ahora no son nada
comparadas a lo que le tocó vivir a su generación.

"Nosotros ganábamos 87 pesos al mes y para ser maestro tenías que subir
al Pico Turquino y educar en lugares apartadísimos. No hay nada como
enseñar, eso es enseñar a la persona a volar. Es la mejor profesión del
mundo. Si algún día pudiera volver a nacer sería maestra nuevamente", dice.

La cifra de maestros frente al aula disminuyó el pasado curso 2015-2016
en 4,218 docentes. La tendencia se viene acentuando desde el curso
2008-2009 en que las estadísticas oficiales comienzan a reflejar la
hemorragia masiva de educadores.

"Con el salario que tienen los maestros y las condiciones de trabajo en
las que desempeñan su labor, bastante hacen que permanecen en sus
puestos. Un cochero de la ciudad gana en una semana el sueldo de un
profesional de la educación en un mes", dice Elisa.

La docente recibe una jubilación de 230 pesos al mes, unos 9 CUC. En las
tardes tiene un pequeño grupo de seis niños a los que repasa por el
precio de 2 CUC mensuales.

"Lo hago para ayudar a mi hijo. Tenemos que pagar el refrigerador, y la
vida se ha vuelto muy cara. Un litro de aceite cuesta casi un cuarto de
mi jubilación y de la leche ni hablemos. Por suerte tengo una úlcera y
me dan leche de dieta", dice la mujer.

Adrián recoge cada tarde las 27 libretas de sus alumnos para revisarlas
con detenimiento y corregir los errores ortográficos. Unos de sus alumos
"que se le escapó al diablo" lo ayuda a llevarlas hasta su casa.

"Ese niño con nueve años tiene a su madre presa porque era jinetera.
Vive con su papá que es alcohólico y lo golpea frecuentemente. Las
únicas muestras de cariño que recibe son en la escuela", comenta Elisa.

"A veces Adriancito le compra hasta los zapatos porque el niño no tiene
con qué ir a la escuela. Ser maestro lleva más sacrificio que trabajar
ocho horas por un salario miserable", dice la jubiliada. No es una
profesión rentable, pero te enseña a amar".

Source: Maestra cubana: 'Educar no es una profesión rentable, pero te
enseña a amar' | El Nuevo Herald -
http://www.elnuevoherald.com/noticias/mundo/america-latina/cuba-es/article144743329.html Continue reading